Koya Webb es una mujer I-N-C-R-E-Í-B-L-E. Me siento súper afortunada de haberla conocido el Junio pasado y haber disfrutado de unos días con ella. Koya es una profesora de yoga internacional, coach de salud y bienestar y una crack en acroyoga entre muchas otras cosas. Vino a Barcelona a impartir un fin de semana de workshops y la semana anterior pude conocerla realmente.

Para comenzar, es una persona que admiro muchísimo. Posee muchas cualidades que valora: creatividad, la pasión de perseguir tus sueños, consistencia y por encima de todo, amor, mucho mucho amor. Me encantó descubrir restaurantes veganos con ella (sí, había muchos que conocía, ¡fue genial!) y practicar acroyoga con ella en la playa, ¡tiene muchísima fuerza!

 Fotografía:  Eira Scheper

Fotografía: Eira Scheper

La historia de Koya me hizo conectar con ella instantáneamente: practicaba atletismo y se lesionó. Esto hizo que sus cambios de becas para la universidad y las olimpiadas cambiasen en tan solo instante. Fue en este momento donde el yoga entró en su vida y le permitió traer de nuevo movimiento y alegría a su cuerpo. Como ex-atleta de competición en atletismo, es algo con los que enseguida me vi reflejada e identificada: aparece muchísima frustración en deportes de alta competición y hacen falta herramientas para manejarla. Koya comparte muchísimo conocimiento sobre el veganismo y el bienestar, así que cada conversación es interesante y comparte contigo trucos y tips. Ella es muy fan del libro  "The life you were born to live: a guide to learning you life purpose" de Dan Millman. Aunque en general so muy escéptica con estas cosas, era lo que necesitaba escuchar en ese instante. Después de una crisis en mi vida personal, una semana con ella me permitió gestionar mis emociones, renovar mi perspectiva y encontrar el amor por la vida. 

 Fotografía:  Eira Scheper

Fotografía: Eira Scheper

¿Qué tal sus clases y workshops? Las clases de Koya son físicamente intensas y te hace sudar (esto me encanta). El "highlight" es que el trabajo físico, no es sólo físico, teje la parte emocional entre movimiento y movimiento. Ha sido una de las clases más transformadoras a las que he ido en bastante tiempo y te recomiendo ir a una de sus clases (ojalá vuelva a Barcelona). Love you girl!

Comment